<?php the_title();?>+" imagen"

Robots Sociales

Que la tecnología forma parte cada vez más de nuestra de vida es innegable. Dentro de esta invasión hay una que a mí personalmente me ha enamorado y es la tendencia de los robots sociales.
Quizás uno de los ejemplos más tiernos apareció hace poco tiempo en las noticias.

NOA, EL DINOSAURIO

 

 

dinosaurio, robot social
Robot social S Juan de Dios

Noa es un robot social con forma de dinosaurio del hospital S Juan de Dios. Este pequeño tan tierno realiza una tarea muy importante, acompaña a los niños antes de una operación.
Noa les ayuda a relajarse llamando su atención. Emite sonidos, atiende a trucos, grita si no le hacen caso y disfruta jugando con los pequeños. De esta manera los niños se sienten como si estuvieran cerca de un animal y se relajan, siendo capaces de gestionar mucho mejor el estres producido por la situación.
Tanto pacientes como familiares están encantados con esta iniciativa, que esperemos se extienda a otros hospitales.

 

BUDDY EL PRIMER ROBOT SOCIAL DOMÉSTICO

Buddy, robot social hogar
Buddy, robot social hogar

Tras una exitosa campaña en Indiegogo a día de hoy sólo se puede registrar en la página de la empresa de tecnología francesa Blue Frog Robotics para que te avisen cuando vuelvan a estar disponibles.
Este pequeño de 5kg y 56cm de altura promete ser parte de la familia de los afortunados que lo adopten protegiendo, conectando e interactuando con los miembros.
Entre las posibilidades está la de enseñar y jugar con los pequeños; asistir en la cocina ofreciendo recetas, música; cuidado de mayores recordando la toma de medicamentos y ayundandoles a socializar a través de las redes…
Otra de las ventajas es que el software es open-source con lo que se abre la posibilidad de que distintos desarrolladores vayan ampliando sus aplicaciones.

MOTI, TU ENTRENADOR DE BUENOS HABITOS

Moti, coach robótico
Moti, coach robótico

Si eres como yo y te cuesta cumplir los buenos propósitos de año nuevo aquí tienes un buen aliado.
Moti nos llega a través de Kickstarter  y su intención es conseguir que adoptemos habitos saludables; para ello nos animará y recompensará cuando lo hagamos bien. Pero cuidado, porque también sabe enfadarse.
Este robot se puede personalizar para que sea nuestro coach, pero como puede evolucionar según nuestros hábitos se acabará convirtiendo en un amigo más con el que interactuar.
Sus creadoras son Kayla Matheus y Laura Day y para crear a Moti se han basado en decadas de investigaciones académicas sobre ciencias del comportamiento y robots sociales.

21/09/2016 por | Publicado en robotica


¿Qué te ha parecido este artículo?


Tu dirección de correo electrónico no será publicada.